Casi $50 para sentarse en un táxi o remis: aumentó la tarifa

Luego de protestas por parte de Taxistas y Remises en la Ciudad de Córdoba, reclamando la actualización de las tarifas, el Concejo Deliberantes de la Municipalidad de Córdoba sesionó y modificó los cálculos correspondientes a la ordenanza que regula el servicio de Taxis y Remises.

En el día de la fecha se aprobó por el órgano legislativo, quedando ahora la formalidad que corresponde al Poder Ejecutivo Municipal y su publicación. Entra en vigencia los próximos días.

¿Cuánto costará tomarse un taxi o remis en Córdoba?

taxis remises cordoba ciudad municipalidad taxistas remiseros

A partir de la entrada en vigencia de la nueva tarifa, lo que se espera suceda pasado el fin de semana, y cuando se realice la actualización de los relojes, pasará a tener una bajada de bandera de $48,63 en caso de taxis, y $49,35 los remises.

Si bien se pedía un monto mayor en la actualización del precio de la bajada de bandera y viajes, lo que se obtuvo es un 20,37% de aumento, y por trascendidos ha sido bien recibido por dirigentes, choferes y dueños permisionarios de taxis y remis de Córdoba.

La «bajada de bandera» (tarifa mínima inicial) y «ficha» o tarifa variable que corresponde a tiempo y distancia, cambia sus valores entre el día y la noche, quedando de la siguiente manera:

  • Bajada de bandera diurna: Taxi $48,63 / Remises $49,35.-
    • Ficha diurna de Taxis $2,43 / Remis $2,37.-
  • Bajada de bandera nocturna: Taxis $55.92 / Remis $56.75.-
    • Ficha nocturna de Taxis $2,80 / Remis $2,63.-

En contrapunto:

Consultados por Tránsito Córdoba, algunos choferes y propietarios de chapas, enunciaron su conformidad con un aumento ya que «constituye una necesidad para actualizarse, ya que los costos de combustible y mantenimiento tienen permanente aumento»; pero, al mismo tiempo, todos coincidieron en que «cada vez está más difícil la calle». Otro chofer mencionó «entiendo que se necesita actualizar la tarifa, pero quien toma taxi lo hace por apuro y urgencia, cada vez hay menos pasaje en la calle o por las centrales, lo que afectará a que quizás todavía más gente decida no tomar el servicio», respondieron al ser consultados en una parada céntrica.

Por parte de un viejo permisionario, la visión es que «siempre se resiente en tiempos difíciles de la economía, quizás muchos lo toman por el clima frío, otros por salud e imposibilidad, hay muchos viejitos que no tienen otra alternativa, y a ellos afecta de forma grave el aumento que yo en mi opinión es desproporcionado ante el servicio que se ofrece, donde se pide aire acondicionado, limpieza, y muchas cuestiones más por norma, y hay poco cumplimiento y aún menos control», argumentó.

Un remisero consultado, planteó una experiencia distinta: «mirá, hoy me tocó una joven que llegaba tarde a una reunión muy importante, siempre la cruzo al empezar el día en la misma parada, me decía que espera media hora de reloj el colectivo y hoy ya llevaba 40 minutos y resfriada, capaz que le salía más barato el viaje que la semana de antibióticos y presentismo, esa misma historia que escucho varias veces al día».

Comentarios