Verificación policial de autos y motos en Córdoba

grabado de cristales

La verificación policial del automotor es un trámite obligatorio para todos aquellos que vayan a inscribir por primera vez un vehículo 0 km, cuando se denuncia la pérdida del título y principalmente cuando se compra/vende un rodado. El trámite es obligatorio para estos y otros casos para todos los autos y motos. Puede hacerse en cualquiera de los talleres, siempre que sean dependientes de la Policía y estén autorizados por el Registro Nacional del Automotor.

¿Es obligatorio?

Sí, la verificación policial es obligatoria para autos y motos.

¿Cuándo hay que hacer la verificación?

La verificación policial se debe de hacer en los siguientes casos:

  • Inscripción inicial de un 0 kilómetro
  • Patentamiento de un vehículo comprado en una subasta
  • Reeinscripción de un auto robado
  • Inscripción de un cambio de motor, block, chasis o cuadro (podrá hacerlo si cuenta con la garantía suministrada por la fábrica)
  • Solicitar un duplicado de título por extravío o robo (excepto en caso de deterioro)
  • Registrar el alta de carrocería o el cambio de tipo de carrocería
  • Transferencia de autos usados inscriptos inicialmente a partir del 1 de enero de 1985 y motos inscriptas a partir del 1 de enero de 1994
¿Qué se hace en la verificación?

La revisión consta de inspeccionar el vehículo para comprobar que el número de motor, de chasis y el tipo de automotor correspondan con lo especificado en la documentación de ese vehículo.

¿Dónde se hace la verificación?

Debe hacerse en las distintas plantas habilitadas por la Dirección Nacional de Registro del Automotor.

¿Cuáles son los talleres habilitados en Córdoba para la verificación?

Hay un gran número de plantas en la provincia donde se puede hacer el trámite. Para ver cada una según el departamento donde está ubicada, ver el listado.

¿Cuáles son los requisitos para la verificación?
  • Presentarse por orden de llegada
  • Completar formulario Tipo “12”
  • Presentar Cédula Verde del Automotor
  • Documento que acredite identidad
¿Cómo es el trámite de la verificación?

Se atiende a los automovilistas por orden de llegada, por lo que se recomienda estar temprano o con suficiente tiempo para no tener que esperar. En el lugar, tener a mano los requisitos anteriormente mencionados: cédula verde, DNI y también el carnet de conducir. Un policía va pasar por la fila de vehículos pidiendo la documentación y comprobando que esté todo en orden.

Hay algunas personas que recomienda para este caso también llevar el título del auto o moto porque se puede leer mejor la información del vehículo en comparación de la tarjeta verde, pero no es obligatorio.

Luego de que el efectivo policial corrobore todo, se obtiene un número para estacionar y esperar al turno para hacer la verificación. Mientras tanto, se recomienda ir completando el formulario tipo “12” que se vende en el mismo lugar. Para ese mismo formulario también hay que pagar el timbrado en el mismo taller.

Una vez hecho esto, hay que esperar que el policía llame al número que uno tiene. En caso de ser llamado, hay que llevar el vehículo donde se hace la verificación, donde se corrobora que el número de motor, de chasis y el tipo de automotor sean los mismos que los que figuran en la tarjeta verde y/o el título del rodado.

También se comprueba que los vidrios del vehículo tengan grabada la patente. En caso que no esté inscripto el dominio, hay que pagar otro canon y esperar en otra fila para que se haga el trámite, que es rápido.

Algunas aclaraciones
  • La verificación policial no tiene nada que ver con la Inspección Técnica Vehicular, son dos cosas diferentes. Ambas son obligatorias pero dependen de ciertos requisitos
  • El Registro Nacional del Automotor exige la verificación policial para la transferencia de autos usados inscriptos a partir de enero del 1985. En estos casos es obligatorio, pero también se recomienda hacerlo si el vehículo es más antiguo
  • En el caso de las motos, es obligatoria la verificación policial para las inscriptas a partir del 1 de enero de 1994
  • El trámite de la verificación se realiza en el interior de las plantas habilitadas, y no es necesaria la participación de gestores o terceras personas
  • El trámite se hace en el momento, a excepción de que no se pueda completar por alguna causa especial

Comentarios